Cómo alargar las siestas del bebé

¿Cómo alargar las siestas de mi bebé? Los Sí´s y los No´s.

 


¿Cómo alargar las siestas de mi bebé?: Si te da flojerita leer todo el texto o prefieres que te lo leamos da clic aquí abajito en “play” y lo reproduciremos en audio para ti 🙂

 

 

Lo que Sí (Do´s) y lo que NO (Dont´s) para alargar las siestas del bebé.

Lo que Sí (Do´s) y lo que NO (Dont´s) para alargar las siestas de mi bebé.

 

Las siestas a lo largo del día de nuestros bebés contribuyen en gran medida a mantenerlos sanos y felices. Estas pausas de sueño estimulan la memoria, restauran la energía y el buen humor, desarrollan las habilidades de atención, revitalizan el sistema inmunológico y ayudan a reducir el estrés.

 

Por lo anterior las MomMoms inteligentes saben que deben tratar las siestas como algo sagrado y por qué no, encontrar la respuesta ante la pregunta ¿Cómo alargar las siestas del bebé?.

 

Para que tu bebé sea un master de la siesta en MomMom hemos preparado y recopilado estos “Lo que si” Y “Lo que no” que te van a ayudar a aprovechar y maximizar los beneficios de las siestas del bebé.

 

¿Cómo alargar las siestas de mi bebé? Los Do´s o sea “lo que SÍ”

¿Cómo alargar las siestas del bebé? Los Do´s o sea “lo que SÍ”

¿Cómo alargar las siestas de mi bebé? Lo que SÍ #1: Recién nacidos, detectar somnolencia, cuando ya está llegando el sueño.

Si el baby  bosteza, es posible que ya sea la hora de la siesta. Pero hay otras pistas: Frotarse los ojos, el llanto y la irritabilidad pueden ser signos de “ya tengo sueño” en los recién nacidos por lo que iniciar el ritual de ir a la cama ante estas señales comenzará a detonar hábitos en ellos. Paradójicamente los bebés que están demasiado cansados tienen más problemas para conciliar el sueño, así que mantente atenta a estas señales.

Lo que SÍ #2: Saber que los bebés duermen mucho

 

¡Puede que no lo parezca al principio! Pero tu recién nacido puede dormir unas 16 horas al día, despertarse para alimentarse y hacer cambio de pañal. A medida que los bebés crecen, necesitan dormir menos durante el día y más durante la noche. A los 6 meses, algunos bebés deberían poder dormir toda la noche y tomar dos o tres siestas. Pero no te preocupes si no es así: cada bebé es diferente.

Lo que SÍ #3: Primera infancia estirar los tiempos entre las siestas

 

¿Tu bebé tiene más de 6 meses y todavía toma muchas siestas de 20 minutos durante el día? Anímalo a tomar siestas más largas. Intenta mantener despierto a tu bebé por un poco más de tiempo. Estira más el tiempo entre las siestas del bebé, haciéndolo más largo poco a poco. Puede ser recompensado con siestas más largas, idealmente, de una a dos horas cada una, y un sueño nocturno más profundo.

Lo que SI #4:  Establecer una rutina

 

Establece una buena rutina de siesta y cúmplela cuando sea posible. Ayuda a tu peque a dormir mejor al:

Tener las mismas siestas todos los días.

     Evitar las siestas al final de la tarde. Si tu bebé tiene problemas para conciliar el sueño por la noche, provoca la siesta más temprano o despiértalo suavemente mucho antes de acostarse.

     Usar la cuna por la noche y a la hora de la siesta, para que relacionen “dormir” con la estancia en la cuna.

 

Lo que SÍ #5:   Acostar al bebé cuando esté aún despierto

 

Después de algunas semanas, tu bebé no tiene que estar profundamente dormido cuando se acuesta. Somnoliento es suficiente. Esto le enseñará a tu baby cómo quedarse dormido por sí solo y no necesitar que lo carguen, lo mecerlo o lo alimenten. Esto también puede ayudarlos a aprender a volver a dormirse por sí mismos si se despiertan durante la noche.

 

Lo que SÍ #6:  Piensa en la seguridad

 

Si tu bebé se queda dormido en el sofá, su cama, el autoasiento, o el piso, no lo pienses y llévalo a su cuna. Esos lugares no son seguros para que duerman. Siempre acuesta a tu bebé boca arriba para ayudar a prevenir el síndrome de muerte súbita del lactante (SMSL).

 

Retire las mantas, almohadas, peluches, protectores y otras cosas suaves de la cuna o moisés del bebé. No acueste a los bebés a dormir la siesta con otros niños o mascotas.

 

 

¿Cómo alargar las siestas de mi bebé? Los Dont´s o sea “lo que NO”

¿Cómo alargar las siestas del bebé? Los Dont´s o sea “lo que NO”

¿Cómo alargar las siestas de mi bebé? Lo que NO #1 : Dejar al bebé dormir en el autoasiento.

 

A veces el baby se queda dormido en el autoasiento y con tal de no despertarlo y reiniciar el ritual del sueño preferimos sacarlo del auto “con todo y autoasiento” y dejarlo que continúe la siesta ahí durante toda la noche

 

¿Qué pasa si tu bebé se queda dormido en su asiento de seguridad?

 

Una siesta corta está bien, pero no dejes que duerman allí durante la noche. Para la forma más segura de dormir, colóquelos boca arriba sobre el colchón firme de una cuna. Esto puede reducir el riesgo de síndrome de muerte súbita del lactante (SMSL)

.

 

Lo que NO #2: Siestas “para llevar”

 

Algo que muchas MomMoms han descubierto es que el paseo en el auto “arrulla a los bebés”. Puede ser tentador convertir la siesta en “carpooling”, es decir, aprovechamos para hacer nuestros pendientes en el coche para que el bebé que se arulla en el auto y se duerme. La idea no es mala, de vez en cuando.

 

Pero es posible que tomar siestas “para llevar” constantemente no le proporcione a tu bebé el descanso que necesita. Al implementar este hábito comenzarás a ver que el baby siempre parece cansado. Así que, si tu horario está lleno, considera recortarlo o reorganizarlo. O puede optar por una niñera o pedirle ayuda a tu pareja para que el bebé duerma siestas regulares y completas.

 

Hay experiencias de MomMoms en las que este hábito conlleva otras peculiaridades como que, a veces el bebé no duerme hasta que está arriba del auto. Incluso hay casos de mamás que TIENEN que sacar al bebé a dar un paseo en el auto DIARIO para conseguir que duerma.

 

Lo que NO #3: Alimentar e inmediatamente tomar una siesta

 

Es natural que los bebés se duerman después de comer. Y amamantar o alimentar a los recién nacidos para dormir es una excelente manera de sentirse cerca de tu bebé. Sin embargo, con el tiempo, puede convertirse en la única forma en que pueden quedarse dormidos. Los bebés deben aprender a dormirse solos.

 

Trata de separar la lactancia de las siestas inmediatas, aunque sea por unos pocos minutos. Puedes por ejemplo leerle una historia, jugar un poco con él o cambiarle el pañal. Verás que la siesta es más larga y aunque no lo creas al crecer sus hábitos de sueño futuro serán más sanos.

 

 

Lo que NO #4: No te presiones ni vivas en paranoia permanente por todo

 

Los estornudos, el hipo, los gemidos, los suspiros e incluso los chillidos leves son ruidos comunes durante el sueño de los bebés. Probablemente no necesites preocuparte por todo. Incluso el quejarse o un leve chilleteo pueden significar que el bebé se está relajando. Espera un poco antes de revisarlos o despertarlos para verificar si están bien, a menos que, por supuesto, sea algo fuera de la rutina de sueño, algo claramente te parezca peligroso, extraño, fuera de lo normal o que francamente ya se hayan despertado.

 

Con estos sencillos tips las siestas cumplirán su cometido y gradualmente se volverán rutinas de sueño hasta que un buen día, la familia pueda dormir toda junta en un horario y se terminen los sobresaltos nocturnos, ese día habrás cumplido un logro más de este emocionante camino llamado maternidad.

 

Referencias / Fuentes / Más Información:

Brennan, MD, D. (2019, 13 octubre). Baby Napping DOs & DON’Ts. Grow By WebMD.

Baby naps: Daytime sleep tips. (2020, 17 julio). Mayo Clinic.

 

Comenta, nos interesa conocer tu opinión
Comparte ;)